Una seducción tóxica

UN POST PARA HOMBRES HETEROSEXUALES

“Voy a hacer una pregunta En este caso es para mujeres heterosexuales. Quiero que visualices a un tío que te guste mucho (Eduarfo Noriega, Clive Owen, Denzel Washinton, Jude Law…) y después quiero que imagines que estás en un bar y un tío clavado físicamente al actor que has visualizado, pero que no es él, te ofrece sexo. Te deja muy claro que está de viaje, que va a ser una noche, que no quiere compromisos… pero está MUY BUENO. Tú, en ese momento, estás solterísima y sin compromiso. Atención: El tío no te ofrece romance, no te invita a nada, no se tira ningún pisto., Solo es muy guapo, pero mucho, parece cariñoso y simpático. Tú… ¿ qué haces?”

618 personas han respondido a esta pregunta en mi perfil de Facebook.

Y casi la totalidad de ellas han respondido que sí, que se acostarían con él.

Hago constas tres detalles:

–       No se trata del actor, solo de alguien muy parecido. Ergo, no es rico ni famoso

–       No ha invitado a nada a la chica y no se ha hecho valer como macho alfa

–       No ha ofrecido romance

 

Y sin embargo casi la totalidad de las mujeres que han respondido han dicho que sí.

 

Lo cual por lo tanto invalida la frase “ La mayor parte de las chicas necesitan sentir que no ha sido solo sexo, que ha habido unas emociones implícitas y una cierta posibilidad de futuro”

Claramente  esta frase no es cierta.

La mayor parte de las chicas necesitan sentir eso si están más o menos enamoradas de ese hombre, pero si la propuesta que se les he hecho es muy clara y determina los límites, no necesitan sentir nada más. Solo deseo

 

La frase  “ La mayor parte de las chicas necesitan sentir que no ha sido solo sexo, que ha habido unas emociones implícitas y una cierta posibilidad de futuro” viene de uno de esos libros que se han puesto de moda sobre “ cómo ligar” y que están escritos por hombres heterosexuales y  destinados a hombres heterosexuales  El primero de ellos, y el que más éxito tuvo, fue “ El Método” de Neil Strauss. Y después de eso han salido varios más. Yo he leído dos de ellos, cuyos nombres no voy a citar, y he visto infinidad de blogs y páginas webs escritas por  hombres que se autodenominan “ coaches de atracción personal “ o “ coach de seducción”, es decir, que ganan dinero enseñando a hombres a ligar.  El gran problema de estas páginas es que utilizan métodos de manipulación y control.

 

Uno de los libros que más me ha impresionado este año ha sido “ Why Does He Do That? “ escrito por LUndy Bancroft. Lundy Bancroft trabajó diecisiete años en programas de control de la violencia y asesorando a parejas que tenían problemas. En Estados Unidos cuando un hombre ha maltratado a su pareja o ha acosado a una ex pareja ( allí constituye delito: se llama “ stalking”), se le envía a programas de “ anger management”  que paga el Estado, supuestamente para rehabilitar a ese hombre. Tras diecisiete años trabajando solo con hombres Lundy llegó a la conclusión de que esas programas no servían para nada. Si de un alcohólico se espera que pase al menos un  año en un programa de rehabilitación y que el resto de su vida, toda su vida, acuda a sesiones de control ¿ qué le hace pensar a nadie que en seis meses un hombre adulto que ha tenido toda su vida problemas de control de sus impulsos va a cambiar?, opina Bancroft. Por otra parte, lo normal es que ese hombre cuya libertad depende de que el terapeuta emita un informe favorable, mienta al terapeuta. En cuanto a su experiencia asesorando parejas, Bancroft opina que una matrimonio con problemas nunca debe ir al mismo terapeuta, porque si hay una mujer psicológicamente agredida por su pareja,  no tendrá libertad para contarle al terapeuta lo que le pasa, dado que su propio agresor está allí.

Bancroft incide mucho en el maltrato psicológico e insiste que el maltrato físico solo aparece después del maltrato psicológico. Siempre hay un maltrato psicológico previo, una manipulación. A veces, el último estadio es el maltrato físico. A veces no. A veces no hace falta llegar al maltrato físico. El control y la manipulación psicológicas son suficientes para anular a una mujer. Y las mujeres sometidas a esas manipulaciones acaban enfermando

El libro de Lundy supuso una revolución en Estados Unidos porque era la primera vez que un hombre escribía sobre este tema a partir de los testimonios de hombres que él había tratado a lo largo de dieciete años. Bancroft no cuenta nada que no se haya contado ya. El libro básicamente cuenta lo mismo que puedes leer en los libros “ Cuando el amor es odio” de Susan Forward o                    “ Abuso Verbal” de Patricia Evans. Describe las mismísimas tácticas usadas por hombres para controlar y manipular mujeres. Estas tácticas las habían recopilados y sistematizado estas dos terapeutas a partir de testimonios de mujeres que habían pasado por sus consultas.

Es decir, los tres libros hablan de lo mismo, cuentan lo mismo, pero uno lo cuenta desde el punto de vista masculino, y otro desde el femenino.

 

Las tácticas de control y manipulación que describen los libros son tácticas universales.

Pues bien, los libros sobre cómo ligar escritos por hombres y para hombres utilizan muchas de estas tácticas.

 

La táctica del romance

 

Por ejemplo, me parece inmoral que si te quieres follar a una chica, y simplemente quieres follártela, no tienes por qué mostrar “ empatía, confianza, cariño, predestinación y proyección de futuro”, como los libros y los coachs te dicen que tienes que hacer. Si a ella le gustas, se irá contigo a la cama igual. Y si no le gustas, te jodes. Pero si estás mostrando todo  quieres follar a una chica, y simplemente quieres follártela, no tienes por qué. Porque si muestras “ empatía, confianza, cariño, predestinación y proyección de futuro” ella no va a pensar que quieres simplemente un polvo. Va a pensar que quieres algo más. Y se va a sentir utilizada, lógicamente.

 

Tanto Bancroft como Forward y en menor medida Evans alertan a las mujeres sobre los hombres que muestren “ empatía, confianza, cariño, predestinación y proyección de futuro”, demasiado rápidamente. Puede ser que estén buscando solo utilizarlas. O puede ser incluso peor. Que se trate de un maltratador psicológico. Estos hombres son lo que se conoce también como “ dependientes dominantes”. Es decir, gente que necesitan sentir el Poder Sobre Otro para sentirse bien, porque carecen de Poder Personal, porque no se sienten bien a solas consigo mismos, y sec recen cuando alguien depende de ellos y están subordinados a ellos. Por lo tanto, les cuesta mucho estar sin pareja, y por eso aceleran mucho los trámites para conseguir primero y afianzar  después una relación, porque son profundamente inseguros.

 

De forma que, por principio desconfía de los hombres que nada más conocerte te tratan como si fueras La Ultima Coca Cola Del Desierto (A no ser que seas Gisele Bundchen, claro ) Los hombres sanos te tratarán con respeto y cordialidad, e irán avanzando poco a poco.

 

La táctica de la niebla emocional.

Otra de las tácticas que estos libros o blogs de seducción proponen  es la de la “ niebla emocional” “ doble vinculación” “ abridores sinvergüenzas”, “ la ducah escocesa”. En fin, tiene muchos nombres, pero mejor os lo cuento tal y como os lo cuentan los propios  autodenominados “ coachs de seducción”

 

Utiliza el  Suspense:  Muestra al principio algo de indiferencia, perohazte notar (nadie ama lo que ignora).

Hazte indispensable y luego retira  de golpe toda la atención , cuando menos lo espere:  Tras eso, aplica paulatinamente la regla anterior.“Hacerse indispensable”. Más se saca de la dependencia que de la cortesía; el satisfecho vuelve inmediatamente la espalda a la fuente. La primera lección: entretenerla pero no satisfacerla. Por lo tanto, Hazte indispensable en su vida y de vez en cuando retira un poco el interés cuando menos lo espere. Procura entretener a tu pareja pero no satisfacerla, así conservarás su dependencia.

Vacila con ella: Hay varias formas: Meterte con ella, llevarle la contraria, tomarle el pelo, no darle lo que ella quiere… Si has visto la película Alfie, recordarás que una de las chicas le pide un piropo al seductor y él le responde: “Te lo daré cuando menos te lo esperes”.

Cuando ella quiere algo, se lo retrasas jugando, y cuando ya no se espera nada, la sorprendes y se lo das. Un buen momento para usar este calentamiento es cuando un chica te pide algo y entonces tú muestras, de forma graciosa y sin que te afecte, que eres un poco rebelde y que tú no sigues las reglas de nadie, salvo las tuyas 

Es como darle un sentimiento bueno y luego apartárselo y darle uno opuesto, quitarle la atención. O lo contrario: cuando ella no espera nada, de pronto la sorprendemos gratamente. Dar y quitar. Quitar y dar. Es el contraste de unas veces tratarla como una princesa, y otras chincharla un poco. Como el famoso dicho “Una de cal y una de arena”.

Lo bueno de este calentamiento es que eres diferente a los típicos chicos buenos necesitados y predecibles que siempre le dan todo lo que ella quiere. Esto es más divertido y atractivo.

No es recomendable decir siempre a todo que SÍ, pero tampoco el extremo opuesto de decir a todo que NO y llevar siempre la contraria. En otras palabras, esto es sólo un ingrediente más que puedes usar en tus sabrosas recetas. Es bueno de vez en cuando llevarle la contraria o tomarle el pelo sin darle lo que ella quiere.

Ella está pidiéndote o esperando algo y el NO saber contigo cuándo lo conseguirá, aumenta su atracción por ti. La incertidumbre, la sorpresa, el no saber qué ocurrirá luego, el misterio… El hecho de que tú se lo retrases, le hace aumentar su deseo. Se trata de jugar y NO darle lo que ella quiere, o no dárselo cuando ella quiere. Vacílale, tómale el pelo, sé juguetón, no te lo tomes en serio, ríete y diviértete. 

 

– Cuando veas que empieza a mostrar interés, simula una retirada y finge indiferencia.

 

Esta táctica es MUY DESTRUCTIVA, sobre todo si es una táctica que se usa con asiduidad en la relación

Esta táctica de niebla emocional crea a la víctima que la sufre el “ Síndrome de Indefensión Aprendida”

Las personas que disfrutan de un razonable sentido de control sobre sus circunstancias se enfrentan más positivamente a los problemas que quienes piensan que no controlan sus decisiones o que éstas no cuentan. Las primeras atenúan mejor sus emociones negativas, incluso en situaciones de intensa ansiedad. El sentimiento persistente de indefensión en situaciones de adversidad anula cualquier esperanza o posibilidad de mostrarse optimista, puesto que uno sienteque nada puede hacer para cambiar lo que inevitablemente le va a venir dado y que no le queda otra que resignarse a su suerte. Y para el que no siente esperanza, no es posible ver las opciones.

Si una mujer no sabe qué esperar de su compañero, si el comportamiento de él es impredecible, ella no se da cuenta de que él está jugando con ella. Simplemente empieza a preguntarse ¿ Qué he hecho yo para que ya no llame? ¿ Por qué se ha cabreado ahora, de pronto? Y esto desemboca en una confusión, una  ansiedad y un sentimiento de culpa  muy serios. Lo del sentimiento de culpa llega porque al no encontrar una explicación lógica a lo que está pasando ( ella confía en él y por lo tanto no quiere creer que él simplemente esté jugando) intenta dar una explicación racional. En las relaciones sanas cuando alguien está cabreado, es por una razón. Ella la busca en vano y acaba por concluir que algo malo ha debido hacer ella, y su autoestima se va deteriorando.

“ En consecuencia,  las mujeres se quedan siempre con la sensación de haber dicho algo que fue mal interpretado o de haber hecho algo inaceptable o que no valía  Ella ve la indiferencia de pareja como una forma de rechazo,  como si ella no estuviera a la altura de las expectativas de él. Este rechazo significa que ella carece de valor.  El rechazo intermitente crea confusión e incertidumbre “ dice Patricia Evans.

La táctica de  suscitar los celos
Hazte el no disponible, rodéate de admiradoras, y de alguna manera, crea en tu víctima cierta frustración de no tenerte seguro del todo.sugiere uno de estos “coachs de seducción”.

Atención al hecho de que él mismo describe a la mujer como “ la víctima. Muy fuerte.

En otros casos he leído que el autodenominado coach de seducción sugiere que un hombre cuelgue en su perfil de Facebook fotos de él mismo rodeado de mujeres guapas para que así la mujer que  entre en su perfil de Facebook  vea que no es un colgao al que las mujeres no tocan ni con un palo. Pero yo me pregunto… s Si tienes que recurrir a un coach de seducción o a un libro para ligar, es que no ligas. Y si no ligas ¿ de dónde sacas las mujeres para hacerte la foto con ellas?  ¿ Las pagas?

LundyBancroft  explica muy bien cómo los abusadores emocionales siempre recurren a la táctica de los celos, especialmente a una muy concreta: Enfrentar a la nueva pareja con su ex pareja.

De esta manera consigue muchas cosas.  Se presenta como víctima de la primera pareja ante la segunda, de forma que cuando las cosas vayan mal culpará a la primera pareja: “ Soy tan celoso porque ella me puso los cuernos y me mintió”, por ejemplo. “ No me quiero comprometer después de lo mal que lo pasé”.  Consigue sembrar dudas y desestabilizar a la pareja que le dejó “ No debía ser yo tan malo y tan difícil si esta chica me quiere tanto, ¿ no será que tú no eras buena para mí y punto”. Y consigue que cuando las cosas vayan mal, la segunda pareja nunca pregunte a la primera, porque han acabado enfrentadas.

 

As a counselor of abusive men, I have dozens of times been in the position of interviewing a man’s former partner and then speaking with the new one. The new partner usually speaks at length about what a wicked witch the woman before her was. I can’t tell her what I know, much as I wish I could, because of my responsibility to protect the confidentiality and safety of the former partner. All I can say is “I always recommend, whenever their are claims of emotional or physical abuse, that women talk to each other directly and not just accept the man’s denial.”

Como consejero de hombres abusivos, me he visto docenas de veces en la situación de tener que entrevistar a al pareja previa  de un hombre y después a la actual. La nueva normalmente se pasa horas hablando de lo bruja qué fue  la pareja anterior. No puedo decirle lo que sé, por mucho que lo desearía, porque mi responsabilidad es proteger la confidencialidad o la seguridad de la pareja anterior.  Todo lo que puedo decirle es: Yo siempre recomiendo que si existen acusaciones de abuso emocional o físico, las mujeres deben hablar directamente la una por la otra, antes de aceptar porque sí las negaciones del hombre al respecto

He may remain on good behavior with his new girlfriend even longer than he did with you because he is motivated by his campaign against you. Of course, his other side will slip out sooner or later, but by that time he can blame it all on how badly you have hurt him. His girlfriend thus gets sucked into breaking her back trying to prove that she’s a good woman—unlike you. By the time his selfish and abusive side finally gets so bad that his new girlfriend can’t rationalize it away any more, she’s in pretty deep. She may even have married him by that time. For her to accept that he is an abuser, she would have to face what a terrible wrong she did to you, and that would be quite a bitter pill to swallow. So what tends to happen instead is that his new partner becomes angrier and angrier at you for the way she is being treated by him, believing that you”made him this way” by hurting him so badly.

Este hombre puede ser encantador con su nueva pareja incluso durante más tiempo aún que lo fue contigo, porque tiene una motivación para hacerlo: su campaña contra ti. Por supuesto, antes o después, esta nueva pareja será victimizada también, pero para cuando eso suceda, te culpará a ti de su comportamiento, por lo mal que le trataste. Esta nueva novia va a hacer esfuerzos hercúleos para probar que es una gran mujer, no como tú. Para cuando él empiece a mostrar su otra cara, la cara egoísta y abusiva, y para cuando la nueva novia no pueda buscar más excusas y empiece a darse cuenta de la verdad, ella ya está demasiado metida en la relación. Puede que se hayan incluso casado. Y para ella aceptar que se ha casado con un maltratador significaría aceptar el daño que te hizo a ti, y eso puede ser un trago demasiado amargo.  Así que lo que suele suceder es que esta nueva pareja va volcando todo esa furia contra ti, pensando que “ tú le hiciste así” porque le trataste tan mal

 La cuestión es que mientras proliferan como setas los libros , los blogs y los cursos sobre coach de seducción, proliferan a la vez los libros, los coachs y las blogs sobre consejos para mujeres que quieren huir de relaciones tóxicas. En Estados Unidos el fenómeno ha llegado a tal nivel que el propio Lundy Bancroft ha tenido que decir que la mujer que haya salido de una relación tóxica o esté en ella y quiera salir debe acudir a un terapeuta especializado y no fiarse de la miríada de webs que hay por internet escritas por falsos terapeutas y que lo que quieren es hacer dinero vendiéndote un libro o cobrándote por hacerte miembro.

Da la impresión de que por ahí fuera hay una banda de predadores y otra de víctimas y que los unos viven gracias a las otras. Por cada hombre manipulador tiene que haber una o varias víctimas.  Da un poco de miedo ¿ o no?

3 comments for “Una seducción tóxica

  1. Gemma
    7 enero, 2013 at 20:44

    A veces pienso que leo demasiados libros sobre relaciones tóxicas, antes me gustaba estar en pareja, veia siempre lo bueno en los hombres, después de vivir dos relaciones muy difíciles, ahora me cuesta confiar en ellos y por supuesto en mi misma puesto que me han dejado heridas que todavía se están cicatrizando, leo estos articulos y conozco que se va cociendo por ahí afuera y la primera reflexión cambia y me digo, todavía no he leido sufiente sobre relaciones tóxicas y todavía no estoy preparada para tener una relación con la seguridad de que no van a abusar de mi, todavía tengo un miedo terrible… hago una separación perfecta entre sexo y placer y entre romance, ojalá ellos hicieran lo mismo y fueran honestos, sólo pedimos eso.

  2. asun
    7 enero, 2013 at 20:49

    Me asusta de qué manera se describe cada una de las actitudes de mi ex,desde principio a fin. Yo pude salir,pero aun me quedan secuelas que no sé como superar y eso que la relación terminó en 2007. Sí,asi d graves son sus consecuencias. Mi único miedo ahora es que no me vuelva a pasar. Gracias x todos tus post,q son de muchísima ayuda.

  3. 8 enero, 2013 at 01:28

    Con la suerte que tengo, nunca conseguiría que una chica me quiera para esto… Sé que me gustaría más en una relación amorosa, pero hoy en día ya nadie se aguanta más de dos semanas.
    Hace cuatro años que no tengo pareja, y el amor de mi vida fue una mujer casada. Nunca trataría mal a una mujer, la respetaría incluso si me pidiera sólo sexo, la trataría con ternura, pero no soy John Holmes (el actor porno más famoso de todos los tiempos).
    No sé si me explico, pero entiendo que hoy en día ya no se quiera amor, todo es muy bonito cuando empieza, pero cuando lo idílico se estrella contra la realidad, es estremecedor y deprimente. Saludos.

Comments are closed.