METRO Y MEDIO

por Andrea Menéndez Faya

@MenendezFaya

Amigo y compañero conductor, vamos a hablar de una cosa que probablemente te preocupa.

¿Cuántas veces has ido por carretera y te has encontrado a un ciclista? Un molesto y lento ciclista, ocupando tu carretera, esa que disfrutas porque pagas impuestos y porque te has comprado un coche supermolón y superveloz. Esa carretera por la que vas tranquilo hasta que aparece uno de estos a estropear tu media de velocidad.

Por su culpa pierdes dos o tres minutos, tienes que frenar, apoyas el brazo en la ventanilla, te acuerdas de su madre, te inquietas hasta que puedes quitártelo del medio en un rápido movimiento de volante. Menos mal que tu coche tiene dirección asistida que sino hasta te lo puede rallar con ese manillar que mueve al subir un puerto.

Es que son un incordio, chico. No se puede disfrutar de la carretera y la velocidad, incluso no puede uno venir de fiesta con sus copitas de más por carreteras secundarias sin controles porque en la curva que menos esperas, a las 9 de la mañana te puede aparecer uno de estos y joderte el día.

Amigo y compañero conductor, vamos a hablar de una cosa que probablemente te importe un pijo.

Ese ciclista salió esta mañana a entrenar o a hacer un poco de ejercicio. Dejó a su mujer, o a sus hijos, o a su madre en casa. Salió en bicicleta y sabe que puede volver en una caja de pino por gente como tú.

Va solo, a su ritmo, o en pareja, dialogando. Sí, en pareja, eso que te molesta tantísimo porque ocupan toda la carretera. Eso que la DGT recomienda porque así obligan a los conductores a adelantar invadiendo el otro carril. Y es que no se te ocurriría adelantar a una moto o ciclomotor a ras, ¿verdad? O a un tractor o una carretilla. Ni siquiera a un peatón o un caballo. Entonces ¿por qué adelantas a un ciclista rozando su cuerpo? Ese cuerpo es su carrocería. Si a ti otro coche te adelanta sin guardar una distancia prudencial, te puede arrancar un retrovisor. Al ciclista tú le arrancarías un brazo y muy probablemente la vida.

Esa distancia de seguridad que te pide la DGT y te pedimos todos los que amamos la bicicleta es un metro y medio  ¡¡Un simple metro y medio!! Y esperar tras un ciclista, por muy lento que sea, a unas condiciones buenas (ya no te pido óptimas) para adelantar, te hace perder un minuto o dos como mucho. Exactamente igual que si te encontraras con cualquier vehículo más lento que tú. No adelantes en una curva sin visibilidad, porque si metes un volantazo para esquivar a otro coche que aparezca por el otro carril, tirarás al ciclista. Y al tirarlo puedes provocar una mala caída con lesiones que pueden ser muy graves. Puedes arrollarlo. Y puedes destrozar una familia. Dos minutos de tu tiempo no son más importantes que una vida.

Esta mañana leía en el periódico que una joven triatleta de 15 años moría ayer atropellada por un conductor en Soria. A las 12 de la mañana a través de Twitter me entero de la muerte de otro cicloturista en el Penedes. Y a la 1 me llega la noticia de un chico de 13 años en Murcia.

Estamos de acuerdo en que muchos ciclistas, en ciudad, se saltan muchas normas de circulación. Pero tú también cometes errores. A veces miras el teléfono, te despistas configurando el GPS o excedes los 120 km/h en autopista. Todos somos humanos. Algunos invaden la acera (para huir del peligro de ir en carretera) o se saltan semáforos en rojo (para tomar ventaja respecto a los coches parados). No son excusas. Quizá en este país falte mucha cultura ciclista, pero también automovilística.

Sin embargo, la mayor parte de las muertes en carretera ocurren en vías secundarias, temprano. Gente que va al trabajo o vuelve de trasnochar de fiesta. Conductores que llevan prisa o que no van en condiciones de coger el coche. Hace unas semanas, en Madrid, moría un ciclista atropellado por un conductor que tenía el carnet retirado por conducir a alta velocidad y bajo efectos del alcohol. Si un ciclista va por carretera abierta se expone a muchos peligros. Puede hasta saltarte un jabalí y tirarte, pero encontrarse con un conductor imprudente que te arranque la vida sin más, no tiene que ser un motivo para dejar la bici colgada en casa.

Cuando murió Victor Cabedo mientras entrenaba, me costó creerlo. Lo leí en Internet y dije «tiene que ser otro». Dos horas antes tenía una notificación en Facebook suya, invitándome a una página sobre su negocio familiar. Seguramente se levantó, desayunó como un día normal, preparó sus cosas y salió a entrenar como otro día cualquiera, sin saber que en una curva de ese puerto se iba a dejar la vida. Exactamente igual que la niña de 15 años que moría ayer a unos kms de su casa. Y al igual que tantos otros que salen a estirar las piernas. No podemos permitir que nuestros compañeros, amigos y hasta nuestros ídolos mueran en el asfalto. Este es un deporte tan bonito que no puede estar salpicado de manchas de sangre constantemente.

No pido que hoy os acostéis españoles y amanezcáis mañana como holandeses. Es un camino largo, pero si tenéis una idea en la cabeza es un camino fácil: lo que va en la bicicleta es una vida. Y hay que respetarla.

 

9 comments for “METRO Y MEDIO

  1. elena
    23 agosto, 2013 at 16:31

    que muertes mas absurdas dios mio la de familias destrozadas por cuatro imbeciles al volante :(((

    • 23 agosto, 2013 at 20:24

      TENGO BICICLETA EN LA SIERRA ¡EN LA SIERRA PUEDE ESTAR¡ POR ESO ¡NO OPINO¡ LO UNICO ,TENEMOS QUE TENER MUCHA PRUDENCIA INCLUSO CONDUCIENDO CON LOS DEMAS COCHES CON LA DISTANCIA DE FRENADO Y SEGURIDAD,¡MAXIME¡ CON LA VULNERAVILIDAD DE UN CICLISTA, COMO SABEMOS , NO ES LO MISMO TENER UNA COLISIÓN CON UN COCHE DE CHAPA , ¡QUE CON UN VOLVO¡ O UN ¡TRUNUS¡ , RESPECTO A LA ESCRITURA DE ABAJO ¡EL TEMA QUE ME TRAE¡ LA ETICA PERSONAL Y LA AUTOESTIMA , APARTE DE LA EDUCACIÓN ¡ES FUNDAMENTA¡ TAN FUNDAMENTAL COMO SABER ADAPTARSE A LAS SITUACIONES Y SI NO PIRARSE ¡LO PROPIO¡ LA DEGRADACIÓN VIENE CUANDO SE QUIERE MEAR FUERA DEL TIESTO, Y SABER LUCHAR EN EQUIPO CON AQUEL QUE TE QUIERE ¡LAS COSAS DE PALACIO VAN DESPACIO¡ COMO LAS BICIS.

  2. 23 agosto, 2013 at 16:40

    Hola Andrea (y, por extensión, Lucía y todo el equipo de Allegra…) He compartido el artículo con unos amigos de mi antiguo club de ciclismo en Madrid, pero me gustaría compartir un comentario que hice con algún que otro socio…

    Un abrazo desde Canadá, y que tus caminos sean largos, despejados y sin demasiados baches.

    ==============================

    [Ser consciente] solo forma parte de la batalla. Todos los usuarios de las carreteras, estemos dónde estemos, seamos quienes seamos, tenemos que tomar la responsabilidad de luchar para la seguridad vial, tanto con nuestros propios comportamientos que pedir responsabilidad de todos los demás usuarios: llamando a la Guardia Civil cuando vemos conductores que pueden ir ebrios (eso se hace mucho en Ontario, donde no se aguantan nada los conductores borrachos); arengando a la DGT para que exigen mejores habilidades en las pruebas para los carnets, castigando a los «amigos» que piensan que ir ebrios al volante es algo para reírse….

    Dejarlo en mensajes con enfado, sin hacer nada más nos sirve para quitarnos la rabia, pero no para mucho más. Luchar para que se cambien las cosas es mucho trabajo, pero es mucho más fácil, a largo plazo, que enterrar a un compañero/amigo/hija/lo que sea.

    PD: Y sé que habrá muchos que luego dicen cosas como, «ay, pero eso es España, las cosas son diferentes aquí….» Con perdón, pero….bullshit. Hace 10 ó 15 años era impensable el concepto de prohibir fumar en los restaurantes (por no hablar de ambulatorios, bancos) pero se lo ha conseguido, y nadie ha muerto en el intento. 😉

  3. 23 agosto, 2013 at 16:46

    Hola Lucía, no sé si conoces la historia de Rebeca, fue atropellada en enero en la ciudad de Valencia, mientras cruzaba un semáforo en bici, por un conductor borracho. El juicio es en octubre. Esperemos que tenga un juicio justo. Gracias por hablar públicamente de todas estas cosas que a todos nos preocupan, eres una gran persona.

    https://www.facebook.com/groups/Rebecaborras

  4. MenendezFaya
    24 agosto, 2013 at 11:57

    Dawn me gusta mucho tu comentario. Aquí lo primero que hay que hacer es reformar la ley. Un accidente lo puede tener cualquiera, pero abandonar una víctima o provocar ese accidente tiene que ser cárcel. Mientras un atropello no acarree ni multa o sea de 200 e no hacemos nada.

    Al resto gracias y un saludo

  5. nekane
    24 agosto, 2013 at 15:41

    Perdona, pero conductor es todo aquel que se monte en un vehículo y lo conduzca, los ciclistas casi todos tienen coche y viceversa, aquí lo que prima es lo mal que lo hacemos sobre uno u otro medio de transporte y lo mal acondicionadas y señalizadas que están nuestras calzadas y la poquísima o casi nula educación ética que existe en nuestro país, vamos… de sonrojo y vergüenza ajena!

  6. 24 agosto, 2013 at 23:12

    Estoy de acuerdo en todo.
    Quisiera exponer y aportar mi granito de arena a este articulo.
    Soy cicloturista, y conductor de vehiculo y por supuesto, peatón.
    Me parece lamentable el estado en el que se encuentran la mayoría de carreteras secundarias de la red nacional. Esto es problema de cultura en un país en el que no se invierte nada de nada en carriles bici. Ejemplo (oviedo) en Asturias, de donde yo soy.
    Carreteras con arcenes perfectamente ciclables, con mas de 1,5m asfaltados pero que ningún ciclista podría circular por el a causa del deplorable estado de conservación. Grabilla, cristales, e incluso basura.
    A donde va a parar el dinero que se recauda en multas? Si no se limpian las cunetas, si con la excusa de » no hay dinero» «estamos en crisis» no se mantiene o invierte un minimo en mantener carreteras en perfectas condiciones, dificilmente ningun conductor respetará al ciclista.
    Insisto en que aquí, como bien se subraya en el articulo, no hay cultura. Y se trata al ciclista como a un vulgar «mosquito».

    Un saludo a todos. Muchas gracias.

  7. Belen
    27 agosto, 2013 at 15:03

    Ni los que conducimos coches somos unos incivilizados, ni los que van en bici unos santos.
    No digo que haya que pasar un examen, pero igual que la DGT a mi me recuerda que no debo correr, que no beba si voy a conducir.

    La DGT deberia hacer campaña para que si van en grupo que tienen que ir en fila india y que ya no se puede circular por autovias en bicicleta, así se coinciencia a ciclista, se enseñas a conductores y se hace hincapie en que también existen.

    • Menéndez Faya
      29 agosto, 2013 at 11:17

      Te comento.

      Toda conducta que a ti te acarree una multa como conductor de vehículo pesado también se la acarrea a un ciclista.
      La diferencia es que tú con esa conducta tienes un accidente con un ciclista y lo matas, el ciclista lo tiene contigo y te abolla el coche.

      El ciclista si va en grupo se considera un solo vehículo, exactamente como si adelantaras a un autobús. En las rotondas -por ejemplo- el paso de un grupo es el paso de un solo vehículo, como si te encontraras a 10 motos seguidas, no se te ocurre la salvajada de meterte en medio, ¿verdad?

      Por autovías y autopistas no se puede circular en bicicleta, a ver si nos informamos antes de hablar. No así en vías rápidas, en las que se permite la entrada a bicis exactamente igual que a un tractor o un coche sin carnet y por un motivo concreto: tiene un arcén circulable. Otra historia es que, como bien indica el comentario anterior, los arcenes de este país estén hechos un asco.

      No obstante has dejado clara tu postura: tu tiempo vale más que muchas vidas. No lo pierdas contestándome. Gracias.

Comments are closed.