FEMINISMO Y TETAS

Feminismo y Tetas
Por Victor Manuel Ruiz

Bien es cierto que el personal hoy en día anda un poquito escaso de ideas para llamar la atención, y que gracias a Telecinco eso de enseñar las peras ha perdido gran parte del valor rompedor que pudo tener en su día respecto a la liberación sexual femenina. Pero os voy a contar un secreto… en relación a los avances en igualdad por parte de las mujeres, Señoras, os están tomando el pelo. La cosa está retrocediendo.
Está claro que la tan luchada liberación femenina está topando en los tiempos actuales con una ola repugnante de neoconservadurismo, disfrazada de autorrealización de revista de patrones y venta por catálogo, sutil como una patada en la espinilla en el autobús, pero duradera como la carrera de Anne Igartiburu en Corazón, Corazón. Según este movimiento laico, el colmo de la aspiración juvenil es diseñar pendientes o ropa de niño tras acostarte con un famoso, y decir que vas escoñada de tiempo, porque no llegas al photocall de turno. Este ejemplo, que antes era imposible de seguir debido al coste que suponía adquirir un Valentino o una nariz nueva a lo Nati Abascal (la musa de ese neoconservadurismo vía gestión del HOLA!), ahora es socialmente imitado vía Facebook, twitter y otras redes sociales.

Según estas redes sociales (para algunas de estas imitadoras, redecillas de falleras tradicionales), una ya puede vivir la vida de Genoveva Casanova porque ya tiene difusión pública en forma de post, posee la capacidad de enseñar todas las fotos de un bautizo o una boda, sin tener que organizar la lista de invitados. Generar envidia entre las competidoras, casualmente todas mujeres, sin tener que pagar el faldón del diario local para poner la foto de comunión del Jonathan con la cruz de madera y el diente mellao. Y lo llaman modernidad a eso, cuando es la reedición del cotilleo de la plaza del pueblo. Mirar sin interactuar. Una vuelta a la toquilla, pero de diseño.

No me digáis que nunca nadie ha leído un post con foto lamiosa y un comentario tal como “Feliz con mi maridito”, “no sé que nombre le pondré al bebé” (cuando el tema deviene en pesadismo natalicio), o el archifamoso e hiperdocumentado “Luna de Miel en Bahía Limón”, donde el catálogo de posturitas y bronceados de invierno es sencillamente interminable y estomagante. En esta era de desaparición de los misterios y los ritos, he llegado a contemplar la actualización constante por parte de una recién casada, que ponía hasta la comida del buffet de su viaje de luna de miel. No, queridas, si me estáis leyendo, no hace falta. Creedme. A mí con que os lo paséis bien, me vale. Y ya que me escucháis, un temita. El porcentaje de tíos que pone ese tipo de posts es ínfimo en relación a las mujeres que lo hacen. Quizás debéis darle una pensada a eso.

Y es que, qué aburrido sería postear “no sé si llego a fin de mes”, ¿verdad? Mejor preferimos un absurdo campeonato de “a ver como muestro que soy más feliz que mi entorno”. A ratos, consultar los posts y actualizaciones sociales es como ver a Paz Vega en “Lucía y el Sexo” cuando decía eso de “me voy a morir de tanto amor”.

Pero frente a esta ola de pititeismo redivivo, hay unas neofeministas que a mi modo de entender confunden la sustancia de la protesta feminista con el show vulgar. Nada que ver con la intelectualidad de una Simone de Beauvoir, o la protesta pacífica a lo Rosa Parks o aquella pionera Kathryn Switzer que corrió contra la multitud y los otros corredores hombres, la maratón de Boston seis años antes de ser permitida la intervención de mujeres en 1967 para dejar a las claras que una mujer podía ser aceptada en cualquier estado y condición en la misma consideración que un hombre lo era.

http://www.npr.org/blogs/thetwo-way/2012/04/02/149876890/photo-the-first-woman-to-enter-the-boston-marathon

Concentrémenos en dos casos muy recientes de este feminismo telecinquero.

El primero de ellos es el cada vez más famoso FEMEN Francia (aunque su origen es ucraniano, solo ha empezado a hacerse globalmente conocido a raíz de la instalación de una sede en ese país). Este grupo feminista de 2008 cuyo lema es “sextremismo” ha realizado una serie de acciones-protestas denunciando la explotación sexual de la mujer en lugares como Davos, la catedral de Notre Dame de París o diversas ciudades francesas en defensa del matrimonio gay.

)

Hasta ahí nada que objetar si bien su protesta suelen limitarse a despelotarse y enseñar las tetas como muestra de la explotación del cuerpo de la mujer por la iglesia, el estado y los poderes machistas. ¿Nada más? Bueno, en su origen ucraniano y activista un poco al rebufo de las olas naranjas, constituyeron en su país de origen (un país con más sospechas de arcaico que Francia) un grupo de presión y escandalización a lo Pussy Riots. Pero al mudarse a Francia, un lugar que ha contemplado oleadas feministas más afortunadas que esa, la protesta despelotada está mostrando su cara más anecdótica. Sinceramente, los modos de protesta de un feminismo de cuerpo entero, deben ser en mi opinión algo más que un despelote veraniego, o que tocar las campanas de Notre Dame en pelotas, mientras se grita “Fuera Papa homófobo”. Además, claro está, de confundir feminismo con otras protestas de otro cariz (igualmente respetables, pero que nada tienes que ver con el feminismo) solo con el ánimo de ser una organización notoria. Los medios por supuesto colaboran, porque como sabemos gracias a Mercedes Milá y Gran Hermano ¿Qué medio se puede resistir a sacar un par de tetas?

El segundo de ellos se produjo en Málaga. Un grupo de responsables feministas (según, siempre, las informaciones aparecidas), bajo el nombre de la “Hermandad del Santo Chumino Rebelde” organizó en las calles principales hasta la catedral una procesión de una vagina gigante con motivo del día internacional de la mujer.

)

Esta vagina gigante a la que iban cantando saetas y gritandole “¿Qué se le dice al coño insumiso? Guapo, guapo y guapo…” y un rosario con frases “Santa vagina, madre de todas, ruega por nosotros liberadas, ahora y en la hora de nuestro orgasmo, himen”. Después leyeron delante de la Catedral un manifiesto mezclando un poco todo “conferencia episcopal, aborto, anticlericalismo, la derechona” de modo que el escándalo sustituyó el contenido de la protesta.

¿Es este el camino para defender el feminismo en el Siglo XXI? ¿El show? ¿Es que ya no quedan teóricas, pensadoras, activistas más o menos atrevidas e ingeniosas que hacer un padrenuestro al himen? Quiero pensar que sí. No seré yo el que defienda a las religiones monoteístas, pero mezclar el anticlericalismo con todo y hacer una papilla mix degutible por cualquier persona poco preparada por un par de eslóganes, no. Lo siento. Y ya te digo. En lo que respecta a cualquier iglesia, si fuera mujer, sería atea. Bueno, siendo hombre, como que casi también. Pero eso ya es otro tema.

http://www.elmundo.es/elmundo/2013/03/12/andalucia_malaga/1363112940.html

3 comments for “FEMINISMO Y TETAS

  1. MCarmen
    11 abril, 2013 at 13:23

    Esto no sólo ocurre con el feminismo, sino también con otras corrientes reivindicativas y, por triste que sea, se hacen reivindicaciones de todo tipo prácticamente a diario a pesar de que suelen trascender las de este tipo. Pero eso no es problema de las feministas, al igual que no es problema de Telecinco que tenga más audiencia que otras cadenas en según qué franja horaria. Más bien tendríamos que preguntarnos porqué nos llaman tanto la atención este tipo de cosas y porqué no hacemos ni caso, por importante que sean, a otras. Es un reflejo de la sociedad, quizá, no sé, pero no es culpa de las feministas, o de los de greenpeace. Creo más bien que es que somos así de simples.

    En mi opinión este tipo de reivindicaciones contribuyen a trivializar la protesta y a que no sea tomada en serio. Pero es lo que hay en todos los ámbitos, no sólo en el feminismo. No todo el mundo lo ve de la misma manera y por eso te encuentras de todo. De todas formas, esa procesión de la hermandad del chumino rebelde no la había oído ni mencionar, y mira que suelo estar atenta a los distintos actos de protesta que se realizan con motivo del día internacional de la mujer. No trascendería tanto.

    En cuanto a lo de facebook, a mí también me resultan muy cansinos los hombres (y una minoría de mujeres) que la lían en sus muros cada vez que hay un partido de fútbol. Pero, sinceramente, que cada uno escriba o publique lo que le dé la gana. Dentro de unos límites, claro.

    Por otro lado, sí estoy de acuerdo contigo en una cosa y es que todavía tenemos una mente bastante retrógrada aunque nos las demos de super modernos: no entiendo que todavía nos pueda escandalizar un par de tetas.

  2. 11 abril, 2013 at 20:31

    Y las adolescentes cada vez son más machistas.Hay cosas que dan miedito…

  3. sue
    10 octubre, 2013 at 19:05

    No sabía de la existencia de este grupo feminista hasta que vi ayer la noticia de que las habían detenido y luego liberado. Resumiendo un poco te diré, Lucía, que estoy de acuerdo contigo en todo (casi siempre lo estoy, voy a tener que mirármelo 🙂 y que no solo vamos hacia atrás como los cangrejos, sino que además se confunden
    churras con merinas.

    Un saludo.

Comments are closed.