El que parpadea la pierde

Por Carmen Manzanera Ferrándiz

 

Vivimos tiempos duros, unos tiempos donde mucha gente sueña (literalmente, el subconsciente es muy traidor) con barricadas, con contenedores en llamas y con guillotinas que corten el gaznate de los muchos más de 40 ladrones de Ali Babá que imperan por estos lares: Europa nos acusa de ser unos corruptos y tenemos que darles la razón.

Rajoy ordena al PP silencio absoluto sobre el caso Bárcenas y él mismo es incapaz de negar si ha recibido alguna vez algún sobre que contuviera un jugoso sobresueldo. Mientras oímos que a ellos «no les consta» que haya habido pagos extra a diferentes cargos del partido, (por lo menos ha habido carcajeo generalizado en todas las radios con el cacareado «no me consta») nosotros sí podemos constatar perfectamente cómo muchos de nosotros, amigos, familiares, antiguos miembros de la clase media, vamos descendiendo rápida e inexorablemente por el tobogán de la pobreza en un año, 2013, que el FMI asegura que será mucho peor para España que el 2012. Y el único punto de luz, bien pequeño, que vemos al fondo del túnel son las profecías que aseguran que en el 2014 empezará el crecimiento.

FMI_Espana_imagen_video

Terminamos el mencionado 2012 con la peor tasa de paro de la historia y suena como una burla que el FMI reconozca ahora que ha subestimado el efecto de la austeridad en el desempleo, que incluso los recortes han multiplicado su efecto devastador. En España se producen 9 suicidios al día, que parece que se nos olvida. Como dice un vecino mío, «como te tomes esto de la crisis en serio, te tiras de cabeza por el cabo de Santa Pola». Ecuador lleva a España a Estrasburgo por una ley hipotecaria que contempla ejecuciones automáticas sin permitir que hablen las partes, y los cientos de miles de desahuciados, no sólo ecuatorianos, que viven en este país, ansían con esperanza que si aquí no hay justicia, que la haya en Europa, y que por fin se aplique la dación en pago retroactiva, entre otras muchas medidas propuestas por colectivos sociales como la Plataforma de Afectados por la Hipoteca.

Seguimos los pasos de Grecia en muchísimos sentidos y muchos niños españoles (más de dos millones de ellos son pobres) ya llegan con hambre a los colegios. Hollande recluta 60.000 profesores para el sistema educativo francés mientras aquí miles y miles de profesores interinos se van a la calle o son «deportados» a poblaciones lejanas de su mundo y su familia. Galicia aumenta las partidas de Educación pero sólo para pagar los sueldos de los profesores de religión y los recursos de la FP Privada. A la vez, la Conselleria de Educación de Valencia imparte cursos a profesores sobre las «Apariciones de la Virgen» (por cierto, llenazo total). Me pregunto si todos los valencianos somos los que pagamos también el necesario tripi que transporte a los alumnos hacia esa experiencia mística. Si no, a ver cómo…

Mientras el Ministro de Justicia se dedica a indultar a allegados de sus familiares, se suceden las acampadas de activistas herederos del 15M frente a los bancos para exigir que no vayan cortando cabezas tan alegremente con fondos públicos pagados por todos nosotros. Como decía alguien en Facebook: «A ver, organización, orden. No nos roben todos a la vez». Y pienso que yo también quiero ser Amy Martin y cobrar 3.000 euros por artículo, remuneración que según algunos ha dinamitado las tarifas exigidas hasta ahora por la Asociación de la Prensa y que se piensan poner al día próxima y rápidamente. Increíble que Irene Zoe Alameda tenga la caradura de decir que su exmarido, el a punto de ser expulsado del PSOE Carlos Mulas, no sabía nada. Qué bien le va a venir la fama a esta señora para culminar «un juego literario» que nos ha dejado a todos de piedra.

PzaCelenque-Protesta

Beyoncé canta en playback en la toma de posesión de Obama —algo que me parece dulce por ingenuo, hortera y surrealista a la vez— y concluyo que aquí no tenemos ni idea de marketing. Así que propongo que en la futura investidura de presidente —esperemos que no sea Ruby ni Rajoy— cante Marta Sánchez, que no le tiene nada que envidiar a Beyoncé. Pero no es lo mismo la marca España que la marca Usa, más que nada, por andadura y experiencia. Ya que nos van a robar igual, por lo menos nos reímos antes.

La Casa del Rey excluye a Urdangarín de la página web de la Casa Real, pero en esta mezcla de caza de elefantes y conductas impropias, con unos presupuestos en que la Corona recupera la paga extra de diciembre y los demás mortales no, se descubre que Corinna, la amiga especial del Rey, asistió como mínimo a un acto patrocinado por el Instituto Nóos. Y nos quieren convencer de que Cristina no sabía nada de nada de los negocios de su marido. Pero parece ser que sí sabía, y bastante. Quizás por coherencia habría que decir que Urdangarín no es el único miembro que sobra en esa página web.

Este año, en cambio, nos resuenan como atronadores los gritos de la población india en defensa de las mujeres tras los últimos casos de espantosas violaciones en grupo. Algo se mueve en una de las sociedades más duras para la mujer y espero que esto nos remueva. ¿Por qué nosotros no salimos a la calle en defensa de nuestras propias mujeres muertas? Mientras las mujeres indias se arman con cuchillos y todo tipo de armas blancas para defenderse, aquí las víctimas de violencia de género siguen recibiendo el mayoritario silencio de la sociedad.

India-mujeres-protestas-violaciones

Algo se mueve en Oriente pero siguen los vestigios sexistas de siglos atrás. Las mujeres egipcias siguen en la Revolución y ponen mucha más carne en el asador, literalmente, que sus compañeros de insurrección: el ataque sexual contra sus cuerpos parece ser el deporte favorito de los varones egipcios. En una localidad de Indonesia las autoridades prohíben que las mujeres vayan a horcajadas en moto porque son «criaturas delicadas». Y yo me pregunto cuándo legislarán que las mujeres vayamos haciendo pino puente o cabriolas de diversa evolución por la calle, con tal de poder sobrevivir en sociedad.

Grecia sienta a una neonazi en el Consejo de Europa y veo que asistimos impasibles ante un hecho tan espeluznante. Dice el escritor húngaro y Premio Nobel Imre Kertész: «Una crisis como la actual dio pie a la llegada de Hitler al poder. Deberían sonar todas las alarmas, pero no suenan». Kertész me hace pensar en la frase del pastor Martin Niemöller: «Cuando vinieron a por mí, ya no quedaba nadie para defenderme».

50ca3bb2

El cine, como en aquellos terribles años 30 de la Gran Depresión que hacía soñar a la población norteamericana, me hace soñar a mí también, y olvidar por dos horas la tragedia que vivimos, que hasta la misma escritora Elvira Lindo reconoce que ha perdido su sentido del humor. Y eso es muy grave, porque creo que es una de las tías más cachondas que conozco.

Estoy impaciente por ver Bestias del Sur Salvaje, la película revelación del año en Estados Unidos, una historia apocalíptica de supervivencia donde la poesía y la conexión de la niña protagonista con la naturaleza y el Universo es el hilo conductor de la historia. Me quedo con la duda de si ver La noche más oscura, de Kathryn Bigelow que, amour-cartelcomo buena americana al uso, nos deja con la duda de si critica o ensalza la tortura, porque descubro que Jessica Chastain, la protagonista de la cinta bélica, es también la encantadora Celia Foote de Criadas y Señoras, un ama de casa desequilibrada, pero también poseedora del corazón más puro a este lado del Mississippi. Por último, no quiero perderme Amor, de Michel Haneke, porque todos necesitamos pistas para poder aprender a ejecutar el último paso de baile de nuestras vidas con mucho amor.

En estos tiempos convulsos necesitamos más cine, más música, más arte en general. Seamos conscientes políticamente, pero dejemos a nuestras mentes la opción de irse de vez en cuando a un lugar calmo donde reposar y coger fuerzas. Disfruten de su evasión, señores, a la que por supuesto tienen todo el derecho.

 

4 comments for “El que parpadea la pierde

  1. 29 enero, 2013 at 22:17

    Tal cual, Madame. Es exactamente lo que muchos pensamos, pero no sabemos escribirlo tan bien.

  2. 30 enero, 2013 at 05:22

    Gracias!!!! Un beso muy grande.

  3. Joaquín
    30 enero, 2013 at 21:55

    Hay una película que ha sabido tratar la crisis con unas sonoras carcajadas incluidas. Te ríes pero también te entra muy mala hostia con lo bien que están recogidos los personajes. «El mundo es nuestro», si no ha tenido oprtunidad de verla el día 6 la tiene en canal +

    • 31 enero, 2013 at 05:43

      Gracias, Joaquín, apunto la película y la veré en cuanto pueda. Todos necesitamos reír a carcajadas. Gracias, un saludo.

Comments are closed.