La sociedad del cansancio

En una sociedad hiperactiva, a menudo nosotros mismos somos nuestros peores explotadores.
 
Aparte de Bauman, hay un libro muy interesante que analiza la sociedad en la que vivimos y que influyó, creo, a la hora de escribir “Por qué el amor nos duele tanto” . Se trata de “La sociedad del cansancio” de Byung Chung Han.
Resultado de imagen de la sociedad del cansancio
Los hombres que la protagonista de *Por qué el amor nos duele tanto” se va encontrando son perfectos exponentes de esta sociedad. En algún momento ella deja claro que ninguno sufre una enfermedad mental, sino que simplemente se han adaptado a la sociedad en la que viven: la sociedad del rendimiento ( Hannah Arendt) , la sociedad líquida ( Bauman) , la sociedad del espectáculo ( Debord)
.
Una sociedad que obliga a los individuos a trabajar mucho, a competir, a convertirse en “la mejor versión de sí mismos” y que no les permite descansar porque todo el dinero que ganan lo tienen que gastar en ocio: viajes, salidas buenos restaurantes, través, conciertos. Y como se lo gastan, deben seguir trabajando para obetener más. Esta forma de explotación del individuo por parte de la sociedad de consumo resulta eficiente y productiva debido a que el individuo decide voluntariamente explotarse a sí mismo hasta la extenuación. Y es cierto que resulta muy difícil rebelarse cuando víctima y verdugo, explotador y explotado, son la misma persona.
Vivimos en una sociedad en la que prácticamente todos, incluso aquellos con los puestos de trabajo mejor pagados, trabajamos en un régimen de semi-esclavitud, aplazando indefinidamente el tiempo para el descanso.
Hombres muy narcisistas que no pueden ni saben amarse a sí mismos, porque compiten consigo mismos, y que por lo tanto no saben amar al otro. La novela describe la “agonía de Eros “ de la que habla Byung Chung Hal, o cómo se escriba.
El filósofo, que es muy idealista y romántico, cifra la solución del problema en el amor. Yo no. Yo planteo preguntas, no doy respuestas. No sería honesta si las diera porque aún las estoy buscando.
En lo que tiene razón Byung Chung Han es relacionar trastornos mentales de nuevo cuño con el tipo de sociedad en la que vivimos: el síndrome de fatiga crónica, el síndrome de desgaste ocupacional, el trastorno límite, el trastorno de hiperactividad. E incluso el cáncer.
Algunos de los países más desarrollados del mundo son también los que registran las mayores tasas de prevalencia de cáncer, según los datos de los que se disponen actualmente. Aunque esta tendencia puede cambiar a corto plazo, según un estudio reciente de American Cancer Society, que concluye que esta enfermedad está cayendo en los países ricos y subiendo en los países pobres. La causa es que los países en vías de desarollo están adoptando estilos y patrones de vida occidentales, lo que aumenta el riesgo de contraer la enfermedad, según los expertos.
No es sorprendente que las tasas más altas de cáncer se encuentren todavía en los países de altos ingresos.. Las tasas más altas de cáncer son de colon, pulmón y de mama, que se relacionan con el estilo de vida: tabaquismo, adicciones obesidad, estrés, comida procesada, exceso de consumo de carne y un largo etcétera.
“El cansancio de la sociedad de rendimiento es un cansancio a solas, que aísla y divide” concluye Byung-Chul Han “Estos cansancios son violencia, porque destruyen toda comunidad, toda cercanía, incluso el mismo lenguaje.”
En una sociedad hiperactiva, a menudo nosotros mismos somos nuestros peores explotadores.
______________________________________
Si quieres un ejemplar de “Por Qué El Amor Nos Duele Tanto” a diez euros, escribe a:
quieroeselibroya@gmail.com