SEXO EN EL AGUA

sexo-playa

Por David Hernández

Como rezaba una hortera canción del verano, cuando llega el calor, los chicos se enamoran. La brisa y el sol influyen, y es que, con el buen tiempo y el relax estival, aumenta el deseo sexual. La playa y la piscina, donde cuerpos esculturales pasean en sugerentes trajes de baño, se convierten en escenarios de incitación a probar nuevas experiencias. Un cuerpo mojado y completamente desnudo puede resultar muy sensual.

sexo playaAunque es una fantasía muy habitual, el sexo en el agua resulta menos placentero de lo que podría parecer. El motivo es que el lubricante natural que produce el cuerpo se diluye, por lo que las penetraciones no son tan satisfactorias. Por tanto, conviene utilizar lubricante resistente al agua.

Si las relaciones se producen en la playa, hay que procurar mantener la arena alejada del cuerpo, ya que el roce puede provocar arañazos y fisuras en las zonas íntimas. Se recomienda utilizar una esterilla, toalla o similar lo suficientemente grande como para acoger a la pareja.

Tanto en el mar como en la piscina, por tratarse de agua salada o agua con cloro, la fricción que genera la penetración junto con el líquido puede provocar irritaciones y molestias en las penetraciones. En el caso de las mujeres, puede ocasionar infecciones vaginales.

Hay que extremar las medidas de seguridad, ya que una caída o un golpe mal dado podría aguar la fiesta. Hay que evitar agarrarse a superficies inestables, como un trampolín o tubos como los de la escalera de la piscina, para evitar accidentes. También hay que prevenir para evitar contraer alguna ETS o un embarazo no deseado. Sin embargo, los preservativos no son completamente efectivos, debido a que el látex no funciona del todo bien en el agua. Además, tiene que ser colocado fuera, para evitar que entren gotas de agua.

33-sexo-playa

Ante todos estos inconvenientes, puede resultar una buena opción experimentar otro tipo de actividades, como la masturbación en pareja, el sexo oral o el uso de juguetes resistentes al agua. Si les sabe a poco, la fiesta siempre puede continuar en la habitación.

Twitter: @_davidhernandez